Yo no sé si será el tiempo otoñal que parece que no termina de establecerse, la llamada ”dinámica del estudio” o sencillamente la edad. Pero los que tenemos hijos de ocho años en adelante empezamos a entrar en una dinámica forzosa de lexatin diario, para aguantarnos las ganas de soltar más de un sopapo al día.

No es que yo sea muy observadora. Pero sí me he dado cuenta que, cada vez antes, los niños de mi entorno entran en el tornado irrefrenable de la ‘preadolescencia’. Con comportamientos típicos de esa etapa, algo que cada día cuesta más frenar.

brothers-and-sisters-692822_640

El ”chincha que te chincha” a los hermanos de toda la vida, con el que te tiraban de las coletas o te quitaban tu muñeca favorita, ha mutado al ”chincho” porque sí a padre, madre, abuelo y el que se me ponga por delante, contestando y protestando al más puro estilo quinceañero.
¡¡Y hablamos de niños de ocho años!! ¡¡Toda una locura!!

children-593313_640

Se avecinan tiempos de cambio. El mundo, tal como lo conocíamos hasta hoy, ha girado 180° en apenas unos años.
El cambio climático está más que demostrado que ha entrado en una espiral sin retorno. Donde los días de invierno cada vez son más cálidos y los de verano pasan de asfixiantes a poder prepararte un granizado dentro de la misma piscina en un pis pas.
La mitad del planeta duerme con las uñas afiladas, acechantes para ver que país se muestra más débil y poder desarmarlo, y la otra con el culete apretado, rezando para que no les desarmen.
El modelo de gobernantes es un claro ejemplo de como un país puede ser despiezado y reagrupado de nuevo con un modelo inusual. Capitaneado por aquél que más dinero tiene y más promesas puede llegar a ‘no’ cumplir.

girl-470568_640

Y los niños lo huelen. Huelen nuestro nerviosismo, nuestro miedo. Y eso, queridos padres, es lo peor que les podemos ofrecer.

Es agotador escucharles protestar, eso es innegable. Pero no por eso debemos flaquear y dejar que se salgan con la suya, porque entonces estamos perdidos.
El modelo paterno-filial que queremos ofrecerles hoy en día es muy bucólico pastoril, pero seamos realistas: no funciona como debiera.

¿Y qué es lo que necesitan los niños de hoy en día? Pues no creo que nada distinto a lo que el resto de los niños de otras épocas, la verdad.

mother-962629_640

Nuestros hijos necesitan que les abracemos y les mostremos cariño. Si podemos jugar con ellos mejor que mejor, pero sin perder de vista quien es la figura de autoridad en casa.
Lo que en nuestra infancia y en las anteriores y las anteriores se conocía como ”en casa mandan papá y mamá”.

Si queremos hijos seguros habrá que mostrarles seguridad. Aunque por dentro estemos cagaditos de miedo por lo que pueda venir.
Habrá que mantenerse firme en nuestras decisiones, aunque nos duela verles llorar, patalear o que nos pongan cara de perro.

boys-554644_640

A la edad de ocho años (y ni qué decir más adelante) ya tienen ganas de comerse el mundo, pero no se dan cuenta que el mundo se los puede zampar a ellos de un bocado.
Y ahí debemos estar nosotros para evitarlo, como rocas en mitad del mar, aguantando como jabatos la tempestad.
¿Que nos tambaleamos? Pues buscamos ayuda para no caernos, que siempre hay una mano amiga a la que agarrarse.
Pero ellos que nos sientan firmes, que sientan nuestra seguridad. De esa forma sus sueños seguirán intactos.

human-729038_640

Y si se ponen chulitos en modo ”chincha que te chincha” nosotros más; les soltamos una frase heladora del tipo ‘‘No tengo ni el tiempo ni las más mínimas ganas de explicarme ante un enano como tú, que se levanta y se acuesta bajo la manta de la libertad que yo le proporciono, y después cuestiona el modo en que la proporciono” al más puro estilo del Coronel Nathan Jessup en ‘Algunos hombres buenos’

Y que vuelvan a por otra.

Sobre El Autor

Patricia Carballeda

Soñadora y creativa, ''con los pies en la tierra, pero la mirada en las estrellas'' Buscadora de nuevos retos. El mejor que encontré: mi marido y mis 3 enanos.Espero que mis consejos os sean útiles de verdad.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.